lunes, 26 de enero de 2015

No quiero necesitarte, porque no puedo tenerte

Simplemente guau! Sin duda mi vida cinematográfica ha sida marcada por un antes y un después tras ver esta película, la pasada semana, y era mi deber mencionarlo.
"Los Puentes de Madison" no es solo una historia de amor entre dos personas, es la historia de la vida, como nuestro paso por la tierra está marcado por viejos sueños cumplidos o no, que quedarán en el alma hasta el fin de nuestros días. Cómo la vida es una constante toma de difíciles decisiones donde continuamente se juega, se gana y se pierde. Cómo una persona nunca debe ser juzgada por sus sentimientos, pues nadie decide amar y ser amado, simplemente sucede.  "El amor no obedece a nuestras esperanzas, su misterio es puro y absoluto".

Gracias Clint por esta obra magistral, para aquellos que aun no la vieron, les animo a que aprovechen una de estas frías tardes de invierno, tumbados en el sofá con la mantita y con una copa de vino al lado, y brinden..." Por las noches antiguas y la música lejana".



Pd. Ya era hora de actualizar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...